Memoria compartida en el Casal del Tío Cuc

 

Sábado, 17 de diciembre, Alacant. Hubo  en la sala gente que conoció a Miguel y nos habló de él: Ismael Gutierrez, profesor de secundaria en la actualidad, contó que fue de su pandilla, cuando apenas ambos tenían 16 años; Antonia Graells, ahora jefa de la unidad contra la vioencia de género de la subdelegación del Gobierno, le recordó en sus paseos camino de vuelta a casa después de trabajar, cuando Antonia pasaba a recoger a su amiga Maribel, compañera de Miquel en la tienda de confección, Junior, en la calle Gerona; Victor García,  entonces miembro de la Jove Germania y ahora, Coordinador de archivos y gestión documental de SUMA, que como él estudiaba en la Escuela de Comercio (hoy Sede de la Universidad de Alicante), aportó la memoria de la la asamblea que se convocó en la escuela después del atentado. Ximo Caturla, profesor y escritor,  compartió  sus recuerdos de la misma noche del atentado, cuando, después de colocar por las paredes del barrio de San Blas, los mismos carteles que pegaba Miquel  en la plaza de Luceros, se encontró con Eduard Rach y Pilar Maestro, profesores entonces, que ya conocían la noticia. Hablamos del proyecto, de la colaboración, de la ciudad desmemoriada en la que vivimos, de la necesidad de afirmar nuestra historia como una forma de responsabilidad con el presente.

Los apoyos crecen, la historia compartida avanza y con ella crece el apoyo de más gente. Gracias a la gente del Casal, que se unen al proyeecto y seguirán divulgándolo.

 

Share

Deja un comentario